El gemelo malo #3: SA-X y Samus Oscura


Bart_Hugo_en_la_serie

Seguro que ya echabais de menos la sección (bueno, o no, quizás sólo fuera un leve hormigueo). Pues aquí os traigo un par de gemelas malas, para que no os quejéis. ¿Sabéis lo que ocurre cuando una idea gusta, la repiten y tripiten hasta el hastío? Pues algo así le ocurrió a Samus, la guapa cazarrecompensas protagonista de Metroid, que todo el mundo la quiere copiar.

La saga Metroid consta de 10 capítulos repartidos en las consolas de Nintendo. Al igual que en la mayoría de sus  sagas de éxito (Mario, Zelda, etc…), en Metroid tenemos una serie de enemigos comunes en todos los juegos, como Ridley, Kraid, y los omnipresentes metroids. Pero de vez en cuando hay que innovar, así que en Metroid Fusión se sacaron por primera vez a la gemela mala SA-X.

samus_metroid_fusion_by_solfei-d54m3jd

Samus Aran como se veía en Metroid fusión… ¡¡¡Ese culo!!!

Si recordáis, en Metroid fusión nos enfrentamos al Parásito X, una especie de “virus” flotante que copiaba a las formas de vida con las que tenía contacto. En este caso, al inicio del juego Samus es atacada por uno de estos parásitos, infectándole el traje. Para poder curarla, la quitan las partes externas del traje, dejándola en una versión a medio camino entre el Zero suit azul y la armadura de siempre. Sin embargo, el Parásito X toma el control del traje, transformándose en una copia exacta y mortal de la Samus original.

Samus_by_KujaryaM

Y aquí la gemela mala, esos ojos me recuerdan a una novia que tuve…

Este clon malvado nos perseguirá a lo largo del juego mostrando que, si bien no era demasiado inteligente, su fuerza y capacidad armamentística es igualita a la original. Nuestra misión será escapar de ella casi todo el rato, hasta que finalmente consigamos suficientes armas para derrotarla. Primeramente recuperaremos nuestra armadura, para después enfrentarnos a su “versión definitiva” y acabar de una vez por todas con la replicante. No hay mucha más información de esta gemela, ya que quedó destruida al final del juego cuando explotó la estación espacial donde estaba encerrada.

3ih_saxmonster_mf

Y la segunda forma de SA-X, recién levantada de la cama en uno de “esos días”.

Pero no contentos con haberse cargado al primer clon, Nintendo (bueno,más bien Retro Studios) decidió traernos de vuelta a un nuevo clon malvado: Samus Oscura. Que es más o menos igual a la Samus original, solo que (TAAACHANNNN) ¡es negra!

sax

Porque todo el mundo sabe que si un gemelo es malo, pero malo de verdad, necesita un cambio de paleta de color

La historia de Samus Oscura se desarrolla a lo largo de la trilogía de “Metroid Prime”. Inicialmente fue el jefe final del primer “Metroid Prime”, aunque en realidad aún no aparecía con esa forma, sino que era el Metroid Prime. Es decir, el jefe final se llamaba igual que el videojuego, pero tampoco tenía forma de metroid, sino que había sido corrompido con el Phazon, que es una especie de líquido que muta todo y vuelve malos a los enemigos… ¿Me seguís? Bueno, da igual, os jugáis los juegos, que merecen la pena.

El caso es que durante el combate final contra Samus, el Metroid Prime consiguió un poco de su ADN, y lo usó para transformarse en una copia exacta de ella. La armadura no venía de serie, consiguió su “ARN” igualmente, y con eso y un curso CCC pudo duplicarla. Aparte del cambio de color, sus poderes son más o menos los mismos que los de Samus, aunque esta vez potenciados por el Phazon (vamos, que hacen pupita). Durante los juegos de Metroid Prime 2 y 3 nos la encontraremos esporádicamente, siendo al final del 3 cuando acabamos con ella de una vez por todas. Curiosamente, el orden de aparición de éstas gemelas no es el mismo que el “canónico” de la serie. Es decir, la primera en ser creada fue SA-X, pero la historia no es lineal, siendo Metroid Prime un capítulo anterior.

Y hasta aquí el artículo, espero que os hayan gustado las gemelas malvadas. Espero que hayáis aprendido que es malo dejar el ADN por ahí suelto ¡no vaya a ser que os clone vuestro peor enemigo!

Perfil del redactor

Nací en el 83, desde entonces he ido descubriendo que los errores se acumulan y los aciertos desaparecen rápidamente. Mi primera consola fué una NES clónica con el galaga, luego pasé a supernintendo, PC y otros sistemas con dos mandos y muchos bits. Informático de profesión, se me conoce como "el que trabaja ordenadores" y "el destructor de consolas".